CONEXIÓN CUERPO Y MENTE, RESPIRACION Y NERVIO VAGO

Esta semana en el Yoga Mooc exploramos la conexión ente cuerpo y mente. Es increíble como la mente puede impactar en nuestro cuerpo (los ataques de ansiedad, por ejemplo, tienen síntomas físicos reales, las náuseas, pueden ser originadas por el estrés, o en sentido positivo, podemos tener un subidón de energía por una noticia feliz). De igual forma, el cuerpo puede impactar en nuestra mente, por ejemplo, la forma de respirar o de movernos afecta de una u otra manera el cómo pensamos y procesamos la información.

Cuerpo y mente se influencian mutuamente y es por ello que debemos trataros como una sola cosa unificada.

RESPIRACION

La respiración es nuestra herramienta interna más importante para conectar cuerpo y mente.

La respiración surge de forma involuntaria y automática, pero también podemos controlarla, realizarla de manera voluntaria y utilizarla como una herramienta para mejorar nuestra salud.

 

NERVIO VAGO

El nervio vago es el punto de contacto más importante entre cuerpo y mente.

Es un nervio, que como su nombre indica vaga o deambula por el cuerpo, el corazón, los pulmones, el hígado, el estómago y otros órganos.

Es un nervio fundamental para la regulación del corazón ya que mantiene el latido cardiaco bajo control. Es fundamental para tener un sistema inmune saludable, ayuda a contener la inflamación y evitar que se extienda al torrente sanguíneo.

 

RESPIRACION Y NERVIO VAGO

La respiración profunda (sobre todo la exhalación) fortalece y activa al nervio vago.

A mayor actividad del nervio vago, mejor es nuestra salud.

Recientemente, se han comenzado a hacer estudios al respecto, y se ha creado un índice denominado “HEART RATE VARIABILITY o HRV”

Esta variación se refiere al tiempo de intervalo entre un latido cardiaco y el siguiente (por ejemplo, 1 seg, 0,8 seg, 1,2 seg)

A mayor variabilidad en este intervalo, mayor índice HRV. A mayor índice HRV mejor estado de salud física y mental y mayor longevidad.

El estímulo parasimpático, que es el que tranquiliza el latido cardíaco, sucede a través del nervio vago.

En estados de estrés, funciona mas el sistema simpático que el parasimpático (desequilibrio autonómico), y decae la actividad del nervio vago. Si decae su actividad hay menor variabilidad del índice HRV.

Esta menor variabilidad se ha relacionado con envejecimiento prematuro, enfermedades cardiovasculares, depresión y ansiedad.

Por otro lado, la alta actividad del nervio vago se relaciona con emociones positivas, mejor estado de salud, mejor auto regulación y mejor interacción social.

En corto y simplificado: Si realizamos respiraciones profundas de manera regular, estaremos fortaleciendo nuestro nervio vago y por ende nuestra salud. Parece casi demasiado fácil y sencillo, casi demasiado bueno para ser verdad… La llave para una buena salud física y mental, la tenemos al alcance de la mano, específicamente en la punta de la nariz

Una respuesta a “CONEXIÓN CUERPO Y MENTE, RESPIRACION Y NERVIO VAGO”

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *